La historia que nunca terminara

Para que una actividad se convierta en tradición deben existir personas crean que su preservación y replica a través de los años inspire a otras generaciones a realizar lo mismo, debido a lo que representa esa actividad para la cultura de una comunidad, raza o país. La lucha libre mexicana está dentro de un selecto grupo de bienes intangibles intangibles a los que se les denomina sin debate alguno parte de la cultura de México. Un título difícil de obtener considerando que México es uno de los países con más registros en el Patrimonio Cultural de la Unesco, la mayor biodiversidad de flora y fauna del planeta y que sus símbolos como el tequila y el mariachi son conocidos mundialmente.

Aunque la lucha libre no es la única en su tipo, ya que el porureso japonés y el wrestling americano tienen las mismas bases, son los elementos distintivos como el uso de máscaras y la caracterización de personajes por parte de los luchadores los  que diferencian a una a la lucha libre de las otras dos disciplinas evitando así la total extranjerización del deporte espectáculo nacional por excelencia.

Es bien sabido que el los fanáticos mexicanos más jóvenes tienen un favoritismo muy marcado a la lucha estadounidense sobre las empresas mexicanas, más en concreto a la WWE, la empresa comandada por la Familia McMahon es un fenómeno mundial y ha sido el líder de la industria por muchos años y que debido a las excelentes estrategias de mercadotecnia, la atención específica a países como México en funciones y giras promocionales  y el uso de luchadores mexicanos mexicanos como Alberto del Rio o personajes con máscara como Kalisto y Sin Cara, que esperan que pronto ocupen el gran vacío que dejo el enmascarado más grande de todos los tiempos en la WWE, Rey Mysterio.

Obviamente la respuesta de las dos empresas mexicanas más grandes en tamaño, poder económico y tradición no se hizo esperar. El Consejo Mundial de Lucha Libre hizo lo de siempre, llenar la Arena México con duelos de máscaras entre sus luchadores más idolatrados y empezaron a explotar a los luchadores y Por su parte AAA, que desde que fue fundado ha tenido una mezcla entre los estilos mexicano y gringo, pero el último año hizo una jugada que a mí me pareció brillante, entro haciendo ruido al mercado de EUA con Lucha Underground dándose a conocer en el vecino país del norte, que sin duda alguna les ha beneficiado, sus luchadores ya por los aficionados del wrestling independiente de EUA.

Las empresas mexicanas tienen que entender que deben actualizarse de acuerdo a los gustos del que tienen el segmento de su público con la mayor capacidad económica, pero también al momento de hacer esta evolución, las tradiciones que distinguen a este deporte espectáculo de otros estilos de lucha se tienen que preservar, en el papel la tarea es difícil pero no hay prueba que empresas, luchadores y público de la lucha libre no puedan superar, esto lo demuestra los más de 80 años que la lucha libre mexicana lleva siendo la más hermosa del mundo.

Recuerden seguir a Tercera y Definitiva en sus distintas redes sociales.

Blog: TercerayDefinitiva

Twitter: @3erayDefinitiva

Facebook: Tercera y Definitiva

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s